Historia

Hasta que en 1921 el Ayuntamiento de Valladolid realiza las primeras gestiones para disponer de un aeropuerto en Villanubla, la ciudad había contado con otros tres aeródromos: el primero junto a la Academia de Caballería, inaugurado en 1910; en segundo lugar, el aeródromo de La Rubia, inaugurado en 1911; y, finalmente, el aeródromo de San Isidro, inaugurado en 1913.

En 1936, los vecinos de Villanubla ofrecen 700.000 metros cuadrados para la construcción del aeropuerto. En 1938, se inaugura el aeropuerto de Valladolid. El primer vuelo comercial lo llevó a cabo un trimotor Junkers 52 de Iberia-Lufthansa que aterrizó el 28 de marzo procedente de Vitoria y en ruta hacia Sevilla. En ese año, se puso en marcha la línea Salamanca-Valladolid-Burgos-Vitoria.

En 1939, se instala en Villanubla la 1ª Brigada Aérea. En 1940, se crea el 16 Regimiento y en 1941, el 33 Regimiento. En 1946, se abre el aeropuerto al tráfico civil y, en 1949, se funda el Aeroclub de Valladolid.

Entre 1951 y 1952 se mejora la pista de vuelo con la instalación de pavimento rígido y las condiciones para aterrizaje sin visibilidad. Entre 1955 y 1964, el aeropuerto permanece cerrado al tráfico civil. En 1970, la compañía Aviaco comienza a operar los vuelos regulares.

Entre 1972 y 1973, se emprenden las obras del edificio terminal y se adjudican las obras de la calle de rodadura, la plataforma de estacionamiento y la urbanización. En 1982, se reforma la zona de llegada de pasajeros y se instala un sistema ILS categoría I en la pista 23. En 1990, se amplía la pista de vuelo. El 19 de junio de 1991, se abre el aeropuerto al tráfico internacional. En el año 2000, se inaugura la nueva área terminal.